Lunes, 25 Junio 2018 00:00

Profesores universitarios deben “rebuscarse” para sobrevivir frente a salarios de hambre

 
Valora este artículo
(0 votos)
Vender tortas o taxear son algunos de los oficios a los que recurren los profesores universitarios en Guayana para sobrevivir a la hiperinflación Vender tortas o taxear son algunos de los oficios a los que recurren los profesores universitarios en Guayana para sobrevivir a la hiperinflación Fotos William Urdaneta
  barra 13aNaranja220

MÁS INFORMACIÓN

Maestros estadales amenazan con prolongar huelga si Gobernación no atiende reclamos

barra 4naranja220

“Lo que estamos cosechando con salarios de $ 1 es la debacle del modelo económico del socialismo del siglo XXI”

barra 4naranja220

Maduro profundiza debacle económica con nuevo aumento de salario mínimo sin medidas para controlar la inflación

 

Una quincena de Bs. 1.700.000 o 2.200.000 se vuelve nada con la hiperinflación en Venezuela. Eso es lo que aproximadamente gana un profesor universitario, obligado a rebuscarse con trabajos extras o simplemente vendiendo sus pertenencias para poder resolver el día a día. Incluso, llegan a ganar más con oficios extras que con su propia profesión.

Ivonne Quintero es profesora de la UNEG. Como oficio extra se dedica a ser costurera, trabajo con el que en una quincena llega a percibir igual o más que lo que gana como educadora universitaria.

“Si no me dedicara a ser costurera no como, porque lo que gano como profesora no me alcanza, y eso que no tengo niños, ni me quiero imaginar cómo sería si tuviera hijos”, comentó Quintero.

Edyamira Cardozo lleva 32 años dedicada a la educación universitaria. Cuenta que ha vendido casi todas sus prendas, o vende los equipos de su casa en El Perolero para obtener un dinerito extra. También ha llegado a comprar cosas usadas, para pagarlas a menor precio y poder resolver.

“Ya no puedes comer proteínas ni frutas, eso es un lujo, no te puedes comprar ropa ni calzado. Trabajando con las asesorías externas me permite resolver”, contó Cardozo.

Protesta por salarios dignos 

  IvonneQuinteroWEBQuintero: “Si no trabajara también como costurera, no como”

EdyamiraCardozoCardozo: “He vendido casi todas mis prendas en El Perolero

 

La mañana de este lunes, los miembros de la Asociación de Profesores de la Universidad Nacional Experimental de Guayana (Apuneg) protestaron a las afueras del Rectorado de la institución para exigir salarios dignos.

“Los profesores protestamos porque tenemos un salario de esclavos, de indigencia, los profesores universitarios nos estamos muriendo de hambre, el Gobierno nacional quiere cerrar las universidades, es imposible que hoy un profesor universitario, un empleado, un obrero pueda mantener una familia porque el gobierno nos tiene con unos salarios de esclavos”, manifestó Raúl Brito, presidente de la Apuneg.

Recordó que en el año 99 los profesores universitarios ganaban 2 mil dólares, uno de los más altos de América Latina, pero hoy gana apenas dos dólares en promedio.

“Estamos pidiendo un salario de acuerdo con la tasa Dicom de aproximadamente 700 millones de bolívares, para medio cubrir la canasta básica. El gobierno nos quiere llevar a cerrar la universidad pública, tenemos que vender nuestras prendas, hacer tortas, dictar cursos, taxear para medio sobrevivir”, agregó.

Deserción laboral

En las casas de estudios no solo se observa la deserción estudiantil, también laboral. Brito estima que entre el 30 y 40% de los empleados y profesores universitarios han renunciado.

“Hoy estamos acá porque decidimos quedarnos y luchar por nuestro país y nuestra universidad, pedimos dignidad”, reiteró el presidente de Apuneg.

Además de salarios dignos, y resolver problemas de transporte, comedor, agua, entre otros, exigen un mayor presupuesto para las universidades, el cual permita contar los recursos para los centros de investigación y así tener una mejor calidad académica. 

Visto 2770 veces Modificado por última vez en Martes, 26 Junio 2018 01:32

Todo empezó bien, repito. Inclusive, lo diseñó y puso en práctica una competente urbanista que creo que es quien más siente y cono...

Para unos cuantos, la escuela es el único lugar donde comen algo. La escuela es el lugar donde están los compañeritos. La función ...

La administración del museo señaló, tras el siniestro, que alrededor del 90% de los cerca de 20 millones de objetos expuestos en e...